SEGURIDAD-IN Hace mucho miedo aquí

  

 

   – Lo veo a Stornelli asustado, eso me da miedo.

Con esa frase definía una veterano de la fuerza policial la situación actual de seguridad que vive la provincia de Buenos Aires.

En estas horas una cuasi pueblada juninense hizo bajar al mismo ministro a l vecina localidad comprometiéndolo a dar solución a la ola de inseguridad reinante recibiendo como claro mensaje 24 horas más tarde el cruel asesinato de un panadero en las afueras de la ciudad.

No en vano estaba asustado Stornelli, esto, tal parece, no se resuelve con discursos.En la mañana del martes la institución Concejo Deliberante local convocó a las autoridades policiales ha dar explicaciones sobre el evidente avance de los hechos delictivos que tuvieron como corolario el robo en dos oportunidades – anque tres – en la residencia lindera al propio primer mandatario comunal, situación que desató las iras de Aldo Omar San Pedro quién habría solicitado el descabezamiento de la primera plana de la dependencia.

Sumado a estos hechos se rumora en los corrillos policiales y políticos de un presunto procedimiento anti drogas que habría terminado con la desaparición del expediente en estos días, cosa que no puso feliz al Lord Mayor.

Sobre el recambio de autoridades de seguridad desde la municipalidad se habría tentado al actual titular de la vecina localidad de Alberti quién habría desestimado tal posibilidad en virtud de una presunta estadística que establece que en nuestra localidad los límites de “arreglos” del personal superan la media provincial involucrando – habría dicho el alto funcionario – a mas del 30% “tolerado” .

La localidad de Alberti, coinciden muchos, tiene una política de estado al respecto donde la misma población contribuye y que está más allá del color político gobernante, lo cual, dicen los que conocen del tema, demuestra que es posible el control.Bragado a juzgar por las ultimas estadísticas, ha entrado en un alarmante pico de inseguridad y no de descarta que estas movidas sean la convinación de una interna tanto policial como politica a fin de desestabilizar la provincia en general y sumado a ello una vendetta para el mandatario comunal por la determinación de cambios.

La forma abrupta que finalizó la reunión en el deliberativo local resulta del todo curiosa: en un momento el mismo Capitán  A. Romano recibió una comunicación a su teléfono personal anunciándole un hecho de sangre de ribetes pasionales en el que, se dijo, estaban involucrados una pareja y el o la amante de uno de ellos.

La noticia resultó ser lo que se dice en la jerga “pescado podrido” pero resultó ideal para desarticular la reunión donde los ediles le estaban pidiendo cuenta de sus acciones.

Si un capitán es capaz de no dar explicaciones sobre un presunto invento de información que lo saca de una reunión institucional, no resulta extraño que Stornelli esté asustado. 

  

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: