LA MALAINFORMACIÓN Y LA BUENA MEMORIA

El poder forja en los hombres cierto desorden intelectual que lo lleva no pocas veces a actuar como un energúmeno.

En estas horas un funcionario del Nuevo Orden Municipal, persona de mi amistad, se manifestó visiblemente molesto a instancias de nota de nuestra autoría publicada en nuestro blog y bragadoinforma, en la que hacíamos mención a un incidente que había quedado mal parado el Secretario de Salud.

En el mismo, a estar de las informaciones, el Dr Jáuregui Lorda habría negado una ambulancia para el traslado de una menor y el que tuvimos la osadía de emitir opinión.

El burócrata acusó al cronista de “malinfornar a la población” habida cuenta de que, según sus palabras, la responsabilidad del traslado era de orden privado, concretamente del gremio mercantil.

El hombre, siguiendo el método oficial de la sospecha, acicateó con la inquisitivo interrogante del “porqué no decís tal o porqué no decís cual cosa”, como si uno solo se ocupara de las pobres acciones del desordenado sistema actuante.

Ahora bien: desde la década del 90 en que desarrollamos tareas profesionales en este rubro, nuestra función como lo dijera algún filósofo de la antigüedad, ha sido el molesto oficio del tábano y no hemos escuchado en nuestro interlocutor queja alguna cuando, con justicia o no, criticamos a pretéritos gobiernos. Resulta curioso entonces que hoy critiquen un estilo que ayer nomás aplaudían.

Pero el frenético reclamo de nuestro interlocutor municipal tenía que ver con una encendida defensa del Secretario de Salud, curiosa por otra parte considerando que el mismo viene castigado desde los albores de la toma del poder del nuevo intendente, recordado su poder luego de presionado para asumir y arrumbado en un rincón del inmueble destinado a la cultura, mientras en los corrillos se ve como una deslealtad el nuevo romance político del primer mandatario con el doctor Aníbal Rizzo, con el cual se lo ve en forma constante incluso e el marco de la Doble de Bragado, sin descartar las malas lenguas, que sea el mismo Rizzo quién suplante en el futuro al actual Secretario.

Pero el hecho que movió más nuestra preocupación no fue el acierto o no de la crítica, sino el concepto oficial de lo que se puede o no decir en esta fundamental profesión de trasmitir los hechos de los mandatarios, que no son los que mandan sino los que ejecutan los mandatos del pueblo, hablando en buen romance democrático, idioma que parece no entender el poder, porque en todo caso uno puede equivocarse como tantas veces pero ello no obsta para que deba dejar de emitir su opinión.

Pero a no desmayar amigo funcionario porque vendrá época en que podamos volver a tomar una café y pueda usted festejar y disfrutar nuevamente de mi pluma critica, incluso con presuntas difamaciones que involucren a su actual jefe político.

Porque como dice el presidente de la AFA, todo pasa.

Hasta la soberbia del poder.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: